ESTO NO ES UNA TELENOVELA DE VERDAD, ES UNA WEBNOVELA. LOS ACTORES MENCIONADOS NO PARTICIPAN EN EL PROYECTO, SÓLO LO INSPIRAN. Dedicada con cariño a Aitor y Dani de "Los hombres de Paco". Una historia que promete y yo he querido unir como pareja ficticia en esta novela imaginaria.

jueves, 11 de marzo de 2010

Capitulo 27 (y último)



Aunque siempre ha estado discriminado de la familia, aunque en realidad solo Dani ha estado con él, todos lloran a Nicolás en su entierro. Feli quiere ocupar el lugar de esposa junto a Dani pero Aitor no se lo permite. Feli mira con rabia a los dos amantes. Pedro está con sus dos primos. Dani está deshecho. No deja de llorar. Todos le preguntan a Dani:
--¿no notaste nada?
Dani estalla. Grita, llora. Aitor se preocupa mucho. Entre él y Pedro lo llevan a la casa de Dani. Feli se quiere meter pero ninguno de los dos primos permite que se acerque a Dani. Sólo Pilar la apoya. Dani no quiere entrar en su casa pero tampoco quiere ir a casa de sus primos. No quiere que sus tíos se enteren de lo ocurrido. Al ver las cosas de Nicolás, el lugar en donde se acostaron. Dani cae de rodillas. Llora.
--¡No puedo más¡ ¡No puedo más¡
Aitor a su lado. Se arrodilla ante él. Es muy amoroso:
--Mi amor, ¿qué tienes?
Pedro se queda sorprendido. No dice nada pero se da cuenta que sus dos primos son pareja. Nunca pensó que Aitor sería tan cariñoso con un hombre y menos con su primo. Se le hace raro ver a esos dos primos con los que ha compartido muchas horas de sexo convertidos en una pareja de enamorados. A la vez le dan celos. Pedro lo que más quiere es vivir un amor como el de sus primos, que un chico le mire de la misma manera en la que lo mira Aitor a Dani. Éste no puede seguir callando.
--¡Me acostó con Nico ayer y luego lo rechacé¡
Aitor le monta una escena de celos, que si como me hiciste algo así, que si eres un canalla, que si tal que lo otro. Dani está muy dolido y le reprocha:
--¿con cuantos has estado tú mientras decía que me amabas?
Aitor mira a su amado dolido:
--¡Esto es un golpe bajo¡
--¡pero es verdad¡
Aitor siente que por primera vez le han roto el corazón.
--Has muerto para mí. Nunca pienso perdonarte esto que me has hecho.
Aitor llora. Llora por amor. Es entonces cuando Dani se arrepiente de la manera en la que lo ha tratado y quiere explicarse:
--¡Yo me emborraché, él nos descubrió. Estaba furioso porque lo dejamos fuera de nuestros juegos pero yo no me enteré de nada¡ ¡¡abusó de mí¡
Aitor lo mira con odio:
--¡Nico nunca haría eso¡
Aitor se va muy dolido. Pedro quiere consolarlo pero Dani quiere estar solo.
--¡LARGO, DÉJAME EN PAZ¡
Pedro se va. Dani queda llorando. Se retuerce de dolor.

Pedro sale a la calle triste. Aitor se acerca a él. Está herido. Pedro conoce esa mirada de su primo. Sabe de qué única manera se consuela.
--Ven, vamos al garaje.
Aitor se muestra duro, violento. Va a ser sexo puro y duro. Aitor quiere usar a su primo como un simple desahogo. Pedro está cansado de ser un objeto sexual.
--Ahora no puedo.
Aitor agarra a su primo del brazo:
--¡No te estoy preguntando¡
A Pedro le encanta el sexo. Le encanta su primo. Su agresividad lo hace más apetecible. No le puede decir que no.

Dani se siente morir. La casa se le cae encima. Las cosas de Nicolás le atormentan. Empieza a guardarlas y ve su diario. Sin duda Nicolás le ha ocultado muchas cosas. Él fue quien desvirgó a Nicolás. Dani tiene muy presente que su primo le dijo que lo amaba. Tiene tentaciones de saber lo que contó de él en su diario. Finalmente lo lanza en el fregadero y le prende fuego. Así quema todos sus secretos. Secretos que no desea saber.


Dani busca a Aitor. Lo ama y no puede dejar las cosas así. No le contesta en el celular. No está con sus padres.
--¡no, no puede ser¡
Dani va al garaje en donde Aitor ha protagonizado sus momentos más ardientes. Después de la pelea que han tenido, a Dani le dolería mucho encontrar ahí a su amado. Pero está. Aitor desnudo. Delante de él, culo en pompa, Pedro se deja dominar. Aitor descarga toda su rabia contra Pedro.
--veo que te ha dolido mucho lo que pasó entre nosotros –Dani furioso.
--¡Largo¡ --Aitor jadeando como una bestia.
Pedro balbucea jadeos. No sabe qué decir en esa situación y no dice nada. Dani mira a sus primos con rabia. Esa rabia que necesita descargar. Es la misma mirada de Aitor. Empieza a desnudarse. --¡Ni te atrevas¡ --jadea Aitor.
--Pedro no me va a decir que no –dice Dani.
Pedro se encuentra en medio de los dos primos. Va a hablar pero Dani le mete la verga en la boca. Pedro se la chupa. Sus primos lo están usando de objeto para lastimarse. Le duele que no lo valoren a él, que sea solo un buen cuerpo pero calla y disfruta. Aitor y Dani se están desafiando. Los amantes se miran con odio. No comparten caricias, ni besos. Sólo comparten un primo. Le dan a Pedro con dureza. Los dos a la vez. Han estado muchas veces juntos pero nunca el agujero anal de Pedro ha tenido dos vergas al mismo tiempo, gime de dolor pero se deja hacer. Dani y Aitor lo hacen participe de su odio. Pedro grita de dolor y jadea de pasión. Aitor se viste. Dani y Pedro quedan desnudos en el piso. Aitor mira a su amado con rabia:
--No nos volveremos a ver. Esta ha sido la última vez.
Es para los dos pero le habla a Dani. Aitor se va dolido. Dani se viste. Pedro no puede. Está lastimado de placer.
--No le hagas caso. Volverá.
Dani solloza.
--No, no lo hará.
Pese a que Pedro le pide que no lo deje solo. Dani se va. Pedro se siente frustrado. No le falta sexo pero no tiene lo que más quiere. Amor.

Pedro casi no puede ni caminar. Ha vivido momentos de pasión pero nunca así. Tener las dos vergas de sus primos en el mismo lugar y a la vez le han dado mucho placer pero a la vez mucho dolor. Llega a su casa. Ve el auto de Fernando justo delante de su bloque.
--¿me viene a buscar a mí?
En todo momento esperó un gesto de ternura por parte de Fernando. Esa noche no es la ideal para estar juntos, ya no aguantaría, pero le hace ilusión que lo haya ido a buscar. Se asusta al ver a su madre bajar de ese auto.
--¿tiene un amante?
De eso no duda pero no puede ser Fernando.
--No... imposible... si v con mujeres deben ser impresionantes...
Igualmente le da miedo comprobarlo. Sube corriendo a su casa.

Dani llega a la suya. Se tumba en la cama. Llora. Mientras Aitor hace la maleta. Esa misma noche se irá de la ciudad. No quiere volver a ver a Dani. Se ve odiándolo más que nunca. Amándolo y sufriendo. Llora.

Semanas después… Feli ha muerto dando a luz. Mientras sus padres la lloran. Dani es un feliz papá. Está en el hospital cuidando al pequeño. Se sorprende al ver a Aitor, coinciden en la cafetería. Hace tiempo que no se veían y ambos se estremecen. Tienen tantas cosas que decirse que no saben por donde empezar. Se miran en silencio. Se sonríen. A Aitor finalmente pregunta:
--Pedro y tú siguen juntos?
No es un reclamo y ambos hablan con tranquilidad.
--No somos pareja pero sí. Nos acostamos cuando nos apetece.
Aitor se siente celoso. Dani se emociona. Es feliz porque ha tenido un hijo de Aitor y es feliz porque se da cuenta que Aitor aún lo ama. Lo acaricia. Se miran con amor.
--pero nunca fue como cuando nosotros. Eso fue especial.
--si claro – Aitor dolido.
Aitor va a irse pero es que Dani lo abraza:
--¿¿es que no vas a perdonarme nunca?
--En realidad no tengo nada que perdonarte. Te has comportado como yo tal y como tú dijiste –triste pero con tranquilidad.
--Estaba mal, no sabía lo que decía.
--Ya, olvidado.
Se miran y sienten que el corazón les va a salir por la boca.
--¿no quieres conocer a nuestro hijo?
Aitor sonríe y esa sonrisa le vuelve loco a Dani.
--¿nuestro hijo?
--Aitorcito lleva mi apellido pero es tu hijo, sangre de tu sangre. Fruto de tu cuerpo.
--¿Aitorcito? –dice Aitor con orgullo.
Dani agarra la mano de su amado. Lo lleva a donde está el pequeño. Se lo quedan mirando frente a la cuna.
--es igual a ti –Dani.
--Todos los bebes son iguales.
--No, el tuyo es especial. Es tu hijo.
Las semanas que han pasado separados no ha hecho sino aumentar. Dani le entrega el niño para que lo agarra.
--¿y si se me cae?
--Eres el papá. No se te caerá.
--el papá eres tú.
--Por la sangre no.
El padre de Feli está viendo esa escena sorprendido. Aitor tiene a su hijo en brazos. Dani llora. Aitor le sonríe:
--Te amo.
Dani suspira enamorado y se besan. El padre de Feli grita, los ha descubierto. Se hace un escándalo. Se quiere llevar a su nieto pero Dani no se lo permite. Aitor y Dani se aman y les da igual no ocultarse. Dani agarra a su hijo y se lo entrega a la enfermera. Los padres de Aitor se desmayan cuando se enteran del romance de los primos. Dani y Aitor se van juntos a por el pequeño sin importarles nada.
--¿no te da miedo que te lo quiten? –Aitor.
--Tú eres su padre de sangre y yo el legal. No nos lo pueden quitar.
Aitor lo abraza.
--Yo estoy contigo.
--Sólo me da miedo estar sin ti.
Los enamorados se sonríen. Se besan.

Mientras, Carmen, ha dejado a Demetrio. Llega a la casa con su novio, Fernando. Tanto Fernando como Pedro se llevan una sorpresa al verse. Pedro se va corriendo y Fernando lo sigue. Carmen cree que es por celos de hijo. No por celos hacia Fernando. Fernando atrapa a Pedro. Éste le escupe, le insulta. Le acusa de jugar tanto con la madre y el hijo. Fernando aún no da crédito a lo que está pasando. Le pide perdón y luego le suplica. Han pasado buenos momentos juntos y en nombre de esos momentos le ruega que no lo separe de la mujer que ama. Pedro habría dado todo porque Fernando lo amara como ama a su madre.
--me gusta divertirme con los hombres pero en el amor... Me gustan las mujeres... en serio quiero a tu madre... no le digas de lo nuestro. Ahora que sé que me ama yo te juro que mientras esté con ella le seré fiel.
--mientras estés con ella? –le reclama.
--en el amor no hay garantías... por favor.. ¿me vas a dejar ser feliz con tu madre o me vas a amargar la vida?
Pedro lo abraza:
--has sido muy importante para mi. Deseo que seas feliz.
--siempre podrás contar con mi amistad –Pedro cariñoso.
Fernando se va feliz a buscar a su amada. Pedro se queda triste y solo... Entra en un bar. Empieza a beber. En la barra coincide con Marcos que también bebe. Se miran con profundidad.
--tal vez tu y yo podríamos intentar algo.
--tu crees? --Marcos
--no te gustaría?
--a mi si...
Pedro le guiña el ojo. Le invita al trago y se van juntos.



Días después… Dani y Aitor hacen vida marital en el apartamento del primero. Duermen. El pequeño llora. Dani se despierta corriendo. Anda en slips. Enseguida toma en brazos al pequeño, la cuna está junto a la cama de la pareja. Le canta una canción de cuna. En la cama Aitor, también en slips. Lo mira enamorado.
--eres todo un padrazo.
Dani besa a su pequeño. Le lanza un beso a su amado. Dani deja al bebé en la cunita. Aitor salta de la cama y lo abraza por la espalda.
--¿te quieres casar conmigo?
--¡estás loco¡ --dice Dani creyendo que es una broma.
Aitor lo mira. Se arrodilla ante él. Se muestra serio.
--¿pero quieres?¿Quieres que Aitorcito sea nuestro hijo legalmente?
Dani se arrodilla también y lo abraza.
--claro que quiero¡¡
Aitor y Dani sellan la petición con un beso. El pequeño les ha dado una tregua, duerme de nuevo. Ya que se han desvelado, se miran picaros. Vuelven a la cama pero no para dormir.

Y suena campanadas de boda. Marcos y Pedro han sido los únicos testigos de una boda sencilla pero llena de amor. Dani y Aitor salen entrajados y con su bebé en brazos. Lucen anillos de casados y una profunda sonrisa de enamorados. Se besan bajo una lluvia de pétalos de rosa que les lanzan sus únicos testigos.
FIN.

Capitulo 26



Dani va a buscar a su amado a casa de su padre. Sabe que el padre no iba a estar en todo el día. Está seguro que Aitor se encuentra ahí.. Éste no abría pero Dani insiste. Finalmente abre envuelto en una sábana. Dani quiere pasar pero él le barra el paso y con descaro le dice:
--¡estoy jodiendo con un tipo y a no ser que vengas a repetir lo de ayer pues mejor te vas¡¡
Dani le da un empujón y entra.
--¡¡veo que te gustó, perra¡ --Aitor con desprecio.
--¡¡tenemos que hablar¡
Aitor no le hace caso y va hacia la habitación sacándose la sábana que cubría su desnudez. Aitor pretende acostarse con ese chico (que no es el mismo de la vez anterior) ante Dani pero éste nuevo chico no entra en el juego y se va. Muy molesto, Aitor toma a su primo y lo lanza a la cama y se tira sobre él:
--¡¡ya que querías fiesta pues tu ocuparás el lugar de ese¡¡ --Aitor muy agresivo.
--¡te juro que lo haré pero primero pon la grabación que traigo¡¡
Aitor no le hace caso y le desgarra la ropa. Pretende hacerle el amor violentamente y Dani acaba no diciendo nada. Después, Aitor se queda satisfecho. Dani se siente muy triste.
--pondrás esto ahora? –dice con un hilo de voz.
--¡¡¡que pesado tú y tu maldita grabación¡
Pero aunque a regañadientes acaba poniendo esa grabación.
Cuando Aitor escucha las palabras grabadas de Feli mira a su amado horrorizado. No sabe qué decir. Le tiembla la voz. Se lleva las manos a la cabeza. Se da cuenta que todo ha sido una trampa de Feli.
--¡la voy a matar¡ ¡¡la voy a matar¡
Empieza a darse de cabezazos contra la pared. Dani lo abraza por la espalda.
--bésame y lo olvidamos todo.
Aitor se gira. Lo mira llorando. Dani le sonríe.
--Te amo.
Aitor lo abraza. Se funden en un beso de amor. Se acarician. Es un momento de ternura. Ambos quisieran que ese momento fuera eterno, que siempre se sintieran así. Suena el celular de Dani. Éste conoce el tono y no le hace caso.
--Es la pesada de Feli.
--Se ha tomado muy en serio su papel de esposita –Aitor con burlas y teniendo al marido de ésta en sus brazos.
--Ni que lo digas – Dani resignado.
Aitor se ríe. Lo acaricia.
--pero eres mío, sólo mío –jadea Aitor apasionado.
Aitor va acariciando a Dani y lo va dominando. Dani se deja someter con sumo gusto. Aunque acaban de estar juntos, Aitor nunca tiene bastante y menos si se trata de Dani. Aitor jadea como una bestia en celo. Los guapos primos se aman pero a la vez se desean.
--te amo, te amo tanto –jadea Aitor.
Dani está feliz. Llora. Aitor se muestra cariñoso y apasionado, está sobre el cuerpo desnudo de Dani. Es muy cariñoso con él.
--¿porqué lloras, mi amor?
Muy enamorado, Dani susurra:
--es que es tan grande que estés conmigo. Diciéndome que me amas.
Aitor acaricia a Dani. Sabe que ha sufrido mucho y por eso le cuesta aún creer que estén juntos.
--Estamos juntos y ahora nadie nos va a separar.
Se besan tiernamente.
--Gracias por quererme tanto –Aitor muy enamorado.
Dani se aferra al cuerpo desnudo de su amado:
--te amo con mi vida.
Se besan con pasión, con amor. Dani se abraza a Aitor. Ambos frotan sus cuerpos, sus duras lanzas se acarician. Se mezclan una con la otra encantadas de volver a estar en contacto. El celular de Dani sigue sonando pero los amantes están centrados el uno en el otro y nada los desconcentra.
--Feli no se cansa –jadea Aitor.
Dani va introduciendo el miembro viril de Aitor en su boca. Es la mayor señal de que no quiere hablar de Feli. Aitor jadea pero tiene una espina clavada en su corazón.
--si no hablo ahora no lo haré nunca –jadea.
Sin dejar de chupar esa deliciosa verga, Dani lo mira.
--perdón por meter a Feli en nuestras vidas.
Dani suelta esa deliciosa que tiene entre sus manos, sube hacia Aitor. Busca su boca.
--¿a qué viene esa tontería ahora?
Aitor se encoje de hombros. Dani lo calla con un beso y luego le mete la verga en la boca. Se sonríen. Le suena el celular a Aitor pero ambos lo ignoran.

Los amantes han vivido un momento de gozo. Es la segunda vez en menos de una hora que lo hacen pero lo han notado distinto. Ahora sí era con amor. El celular de Aitor sigue sonando. Éste se levanta totalmente desnudo y sofocado:
--¡¡que tanto apuro, mamá¡
Aitor se queda pálido cuando su madre le habla. Enmudece. Dani muy angustiado.
--¿¿qué pasa? No me asustes.
Aitor se sienta en la cama. Llora.
--¡Aitor, mi amor¡ ¿le pasó algo al hijo de Feli?
Dani en cuclillas. Muy preocupado. Aitor mira a su amado con lágrimas en los ojos.
--Es Nicolás.
Dani se levanta. Se pone tenso.
--¿¿qué pasa con él?
Aitor no entiende qué le pasa a Dani con Nicolás pero tampoco le importa.
--Nicolás está muerto.
Esa noticia es toda una puñalada para Dani. Siente que se le va la vida.
--¡No puede ser¡
Dani se derrumba en la cama. Ahora es Aitor quien lo consuela. Dani no puede dejar de llorar.
--¿qué pasó?
Aitor va acariciando a Dani:
--Lo atropelló un auto. Dicen los testigos que iba muy mal, que fue un suicidio. ¿cuándo fue la última vez que lo viste? ¿No notaste nada?
Dani llora, aúlla. Tiene muy presente cuando despertó, cómo lo trató al saber que se había aprovechado de él. Ahora eso no le parece tan terrible. Lo entiende. Se había acostado con todos sus primos menos con Nicolás. Entiende que éste sintiera que se lo debía. Ahora lo que más le duele a Dani es la manera en la que lo trató.
--¡Fue mi culpa, fue mi culpa¡ ¡¡Nunca me lo perdonaré¡
Dani llora, se muerde los puños. Siente rabia, dolor. Aitor lo abraza con fuerza. Lo ve tan mal que se preocupa. Sabe que hay algo más allá de la terrible tragedia que ha sucedido.
--¿¿qué pasa, mi amor?¿qué pasa?
Aitor es muy cariñoso con él pero Dani siente que lo que le ocurre es tan grave que no se lo puede contar ni a él. A Aitor menos que a nadie.

Capitulo 25



Nicolás está en shock. Nunca pensó que podría acostarse con Dani. Su primera vez no ha sido como esperaba. Dani ni se ha enterado pero almenos el cuerpo de éste ha reaccionado lo justo para darle placer a Nicolás. Dani explota en el interior de Nicolás y queda dormido. Nicolás lo mira mientras duerme. Lo acaricia.
--Ha sido mío, ha sido mío.
Nicolás mira a su primo con deseo. Lo ha visto tantas veces desnudo, estaba tan frustrado. Nunca pensó que su sueño se le fuera a cumplir. Se queda bien acurrucadito, duerme apoyado en el hombre de su primo. Dani despierta al rato. Tiene un fuerte dolor de cabeza, hay muchas botellas de alcohol en el piso. Tiene los pantalones y los boxers bajados. Nicolás duerme a su lado. Dani lo despierta cariñoso:
--¿qué ha pasado aquí?
Nicolás mira a su primo de una manera especial. Piensa incluso que ahora puede compartir los mismos juegos con su primo. Ya no se siente mal porque lo han hecho de lado.
--fuiste el primero...
Dani se arregla la ropa sorprendido:
--como que fui el primero... Nunca estuvimos junto...
--si recién ahora que te emborraste...
Dani se muestra furioso:
--¡¡abusaste de mi¡¡
Nicolás se asusta y se justifica:
--no...¡¡ ¡¡no¡ tu querías...¡¡
Dani se muestra decepcionado. Para él Nicolás era su hermano. Nunca pensó que quisiera acostarse con él y menos de esa manera.
--puede ser cuando me emborracho no sé lo que hago... No pensé que tu fueras de eso...
--¿te molesta...? Si te has acostado con todos los primos, ¿porqué no yo?
--Sólo eso querías de mi? Pensé que eras de otra manera...
--¡nunca lo había hecho, era virgen...¡¡
Dani va al baño, está molesto. Siente que Nicolás lo ha defraudado, que algo se ha roto entre ellos. Dani se encierra en el baño para darse una ducha, algo que nunca había hecho. Aunque deseaba conocer el sexo, aunque le ha encantado conocer el cuerpo de uno de sus primos, perder su amistad es un precio demasiado alto. Cuando Dani sale del baño envuelto en la toalla, para que no lo odie tanto, Nicolás le miente diciendo:
-- ¡¡te amaba¡
Para Dani no hay justificación posible. Agarra ropa limpia y de nuevo se encierra en el baño. Sale vestido. No quiere escuchar a Nicolas. Se va dolido...

Dispuesto a limpiar su nombre, Dani va a buscar a su amado. Lo encuentra saliendo de su casa. Dani se acerca a él. Aitor no la deja hablar. Directamente le dice muy brusco:
--¡¡si lo que buscas es un polvo te tendrás que buscar a otro o esperar que yo me tire al negrazo que me está esperando¡ --dice señalando un chico que hay en la otra acera.
--¡¡no me hagas esto, me tienes que escuchar¡¡ --suplica Dani llorando.
Muy brusco Dani dice:
--¡pues si tan calientes estás nos puedes acompañar… a mi siempre me ha dado morbo hacerlo con un blanco y un negro a la vez y como tanto tú como ese sois dos putitas…¡¡
--no seas injusto, no me hagas esto. No merezco este trato –lloroso.
Con dureza Dani le dice:
--¡¡te doy el trato que merece una putita como tú¡¡
Dani se lo queda mirando lloroso y Aitor con cara de degenerado le pregunta:
--¿vienes con nosotros?
Y Dani , con la esperanza que después la escuche, los acompaña. Nunca Dani pensó que un hombre la haría caer tan bajo. Aunque no es la primera vez que él y Aitor comparten hombre sí con un desconocido, sí con tanto desprecio por parte de Aitor. Tanto Aitor como el negro tratan a Dani como a un simple pedazo de carne. El negro no pone inconveniente y Aitor feliz de realizar el acto sexual con los dos a la vez. Dani se siente humillado por eso, por el trato que le da su amado que la trata como si fuera una prostituta y no le dice nada. Una vez ya se ha divertido con los dos y se ha quedado satisfecho dice a Dani muy molesto:
--¡¡vete, ya no requiero de tus servicios… búscate a otro… siempre va bien una puta gratis… no tendrás problemas… ahora prefiero estar a solas con el negro que no es tan putita como tu¡
Dani se va llorando. Aitor se comporta como una máquina de sexo para olvidar.


Dani se ha degradado al máximo pero está enamorado y quiere recuperar a Aitor . No le importa por lo que tenga que pasar si al final vuelven a estar juntos. Descarga su ira en Feli . Él está tan furioso que Feli teme que en serio la vaya a golpear. Comienza a gritar. Dani la mira con odio:
--¡Si gritas te pegaré de verdad¡
Feli nunca había visto tanto odio en los ojos de Dani y tiene miedo. Huyendo de él, Feli se encierra en su habitación. Dani está como loco pero se detiene para asegurarse que está bien la grabadora que ha agarrado.. Se guarda una grabadora encendida en el bolsillo y luego entra como una loca al cuarto de su esposo que restaba intentando poner un mueble tras la puerta pero no le da tiempo.
--¡¡estás loco¡¡¡te voy a denunciar por maltratador¡
--¡Yo te voy a denunciar por el montaje de las fotos y las falsas cartas¡
--¡Nadie creerá que me inventé lo de Sonia, que truque las fotos y he falsificado cartas falsas para separarte de Aitor¡ ¡¡Si me sigues molestando les diré a todos que son un par de maricones¡
Dani es lo que quería:
--¡¡sí me creerán porque tengo pruebas de todas tus trampas¡¡
--¡¡eso es imposible¡¡
--¡¡si no me crees no me desafíes¡¡¡¡no te metas más con Aitor y conmigo¡¡
--¡¡Aitor te dejó, él nunca va a creer que esas cartas son falsas, que no existe ese tal amante tuyo del pueblo así como Aitor nunca creerá de tus labios que lo amas¡ ¡Soy capaz de decirle que nos hemos acostado, que me pegas¡ ¡Cualquier cosa para haceros la vida imposible, jamás estarán juntos¡ ¡¡Antes los mato¡
Dani ya tiene lo que quiere, deja a su esposa sola y se encierra en su auto. Sofocada e intranquila, Feli prefiere poner un mueble por si su hermana vuelve a entrar. En su auto, Dani pone en marcha la grabadora y comprueba que todo se grabó bien. Sonríe.
--Espero que esto sea suficiente para Aitor y lo pueda recuperar…
Aunque tiene muchas ansias, Dani prefiere dejar pasar el día para que su amado esté más tranquilo y reflexione.

Dani no tiene ganas de ver a Nicolás. Pasará la noche en el auto. Nicolás no hace más que llamarlo pero Dani no le toma la llamada. Le deja un mensaje. “Si no me contestas desapareceré para siempre”. Dani no le contesta y Nicolás lo entiende con un “Has lo que quieras.” Nicolás se va de la casa. Está muy triste. Siente que merecía acostarse con Dani porque sus primos lo dejaron de lado en sus juegos pero no soporta haber perdido la confianza de Dani.
--¿y ahora qué hago?
Piensa también en Héctor, en el guapo enfermero. Es muy arriesgado lo que se le ocurre pero está desesperado. Se siente abandonado y además con ganas de ver a Héctor.
--Si tengo un accidente pues no me tendré que preocupar en donde ir y es posible que me atienda Héctor.
Con ganas de ver a Héctor, Nicolás se lanza a cruzar la carretera que está llena de autos con los ojos cerrados y corriendo. No tarda en ser arrollado.

Capitulo 24






Aitor se sorprende al recibir la visita de Feli.
--¿qué haces aquí?
--¡He venido a exigirte que dejes en paz a mi marido¡
Aitor se le ríe.
--¡Eres patética¡ Dani es tu marido sólo de papeles. Él me ama a mí.
Feli le da unas cartas:
--¡¡mi marido se cartea desde niño con un chico de su pueblo con el que se acuesta todos los veranos… tengo las cartas que le escribe él… en ellas el chico responde a las promesas que le ha hecho Dani¡¡¡si las lees todas verás que Dani le ha prometido volver con él este verano¡¡¡Se revuelca contigo pero piensa en otro¡¡
Lleno de rabia, Aitor toma esas cartas y entra en su casa. Feli sonríe victoriosa. Los celos ciegan a Aitor. Si relación con Dani no era sólo de sexo. Lo ama y le duele pensar que Dani le ha mentido, que ama a otro y que está por él sólo por sexo.

Dani llega ilusionado a su encuentro con Aitor. En vez de un beso recibe un puñetazo. Insultos.
--¡Eres un maricón de mierda¡ --le dice Aitor mientras le tira las cartas a la cara.
Dani no entiende nada. Trata que Aitor se calme pero éste no hace más que golpear. Aitor llora dolido.
--¡¡¿¿porqué me dijiste que me amabas si amas a otro?
--¡Yo sólo te amo a ti¡ --dice Dani desesperado.
Aitor está lleno de rabia. No cree en su amor, lo insulta, lo golpea. Dani no se defiende. Sangra pero no le duelen sus heridas físicas sino las del alma. Aitor lo odia y él no entiende bien. Logra saber que es Feli quien le ha dado esas cartas y ya lo entiende todo.
--¡Es una trampa¡ ¿¿es que no conoces mi letra? ¡¡Es otro montaje como lo de las fotos¡
Aitor no cree en él.
--¡Eres un mentiroso¡ ¡¡A mí no me vas a tomar el pelo¡
A Dani le duele mucho que él haya defendido a Aitor y éste no cree en él. Dani trata que se calme pero Aitor lo manifiesta todo su odio:
--¡No quiero verte nunca más, para mi estás muerto¡
Las palabras de Aitor causan un gran daño tanto a Dani como a él. Aitor no escucha a su amado. Se va corriendo. Se encierra en su cuarto y llora retorciéndose de dolor.

Dani se va a su casa como un alma en pena. ¡¡quiere venganza¡¡¡está seguro que su esposa está detrás de todo¡¡ Al entrar en la casa, aunque no vivan juntos tiene sus propias llaves, se la tira al cuello. Feli la suelta de un empujón y riendo le señala la marca que su marido tiene en la cara después de los golpes de Aitor
--¡así que tu novio a parte de un degenerado es un maltratador… que joya de novio y tú como eres un maricón te le abres de piernas igual¡¡ --dice ella riendo.
--¡¡todo es tu culpa¡¡¡¿¡que es eso de las cartas??
Feli se ríe.
--¡¡tu amante es un imbécil… cree en cualquiera antes que ti¡¡¡Me ha inventado unas cartas que te envía un amante y tu novio se lo cree… eso es todo lo que te quiere¡¡¡
--¡¡perra sucia¡¡ --escupe con odio.
--¡¡di lo que sea pero me lo he montado muy bien y él nunca creerá más en ti y la mayor prueba de mi triunfo la tienes en tu cara… es tan feo que el novio te pegue¡¡ --dice burlona.
Dani está muy dolido:
--¡¡Si no fueras mujer y estuvieras preñada no tendría piedad contigo¡
Feli se le está riendo:
--¡Te voy a hacer la vida imposible¡
Dani está furioso, sus gritos se oyen por todo el edificio. Entonces Feli sale al balcón a gritar:
--¡¡Auxilio, mi marido me quiera matar¡ ¡¡llamen a la policía¡
Dani se lleva las manos a la cabeza. No puede creer tanta maldad en Feli.
--Ya compadezco a su hijo, antes de tener una madre como tú es mejor que no nazca¡
Y Feli sigue gritando en el balcón:
--¡Me está amenazando con matar a mi hijo, ayúdenme¡
--¡Estás loca¡ ¡¡Es loca¡ --dice Dani antes de abandonar el piso.
Feli ríe pero luego se derrumba y llora.

Dani entra en su apartamento. Da un golpe.
--¡Es una bruja¡ ¡¡Es una bruja¡
Nicolás se acerca a él muy preocupado:
--¿¿qué son esos gritos?
--¡Feli está loca¡
Dani se toma una copa para calmarse. Nicolás sabe perfectamente que su primo jamás le pondría la mano encima a una mujer y dice:
--Menos mal que la gente pasa de todo el mundo y nadie le hará caso a esa loca.
Dani agradece el apoyo de su primo con una sonrisa amarga. Nicolás ve muy triste a su primo. Le gustaría saber cómo ayudarle pero igualmente sabe que Dani nunca le confiaría sus problemas así que se queda a su lado en silencio. Dani le agradece la compañía en silencio.
--no deberías beber tanto que luego no sabes lo que haces.
Dani no deja de beber.
--¡Tú me vas a cuidar¡
Dani le guiña el ojo a Nicolás y éste se derrite. Dani va bebiendo y va perdiendo el control de lo que dice.
--Amar es tan duro, No te enamores nunca.
--¿estás enamorado?
Dani ríe, llora. Bebe.
--No se lo digas a nadie pero amo a Aitor. Por eso Feli nos hace la vida imposible porque Aitor y yo somos pareja.
Nicolás está sorprendido. No puede creer que sus dos guapos primos estén juntos.
--¿¿se acostaron?
Dani sigue bebiendo.
--Primero con Pedro, los tres nos la pasamos bárbaro pero luego yo me enamoré.
Dani ríe, bebe. No tiene control ni de sus palabras ni de su cuerpo. Al saber que es gay, Nicolás siente aún más deseo por él. Le pone la mano en el muslo, se la va subiendo al paquete y no dice nada.
--¿porqué yo soy el único primo con el que no te has acostado?
Dani no dice nada, sólo bebé. Nicolás lo desea. Además siente que se lo debe, le duele que lo hayan discriminada por guapo. Nicolás acaricia las piernas de su primo, va subiendo al torso, sus labios. Dani no dice que no pero tampoco dice que sí. No dice nada. Nicolás acaricia los labios de su primo:
--A mi nunca me han besado. Yo soy virgen.
Nicolás está muy excitado y dolido. Él está amargado y sólo y en cambio sus primos se han divertido como a él le hubiera gustado. Nicolás besa a Dani y éste sólo bebe, le deja hacer. Dani es un muñeco en manos de Nicolás que está frustrado y además dolido porque sus primos lo dejaron siempre fuera de sus juegos. Tiembla mientras va desabrochando los jeans de su primo. Acaricia el miembro viril de éste. Dani sigue quieto sentado en el piso, Nicolás se sienta sobre él y cabalga.





Capitulo 23





Marino no sabe que todo es una trampa de Feli, que su hermana no ha tenido nada con Aitor. Siente que tenía razones para agredir a Aitor y que Dani salió lastimado por meterse. Siente que ha estado detenido injustamente. Está furioso. Necesitaba descargar su rabia con alguien. Sonríe con cara de depravado al ver a Pedro. No recuerdo su nombre pero sí sabe que es el amigo de Gerard con el que compartió cama la noche antes.
--¡¡Oye, oye¡
Pedro se gira. Lo mira sorprendido. En un primer momento no lo reconoce. Marino se acerca a él.
--¿me recuerdas?
Pedro piensa unos segundos.
--Sí, la pasamos bien.
Marino sonríe. Pone cara de pervertido. Ese desahogo es lo que más necesita.
--Repetimos?
Pedro vibra al recordar esa noche porque se acuerda de su amigo. Ha sido uno de los pocos chicos que le gustó para algo serio. En aquel momento no quiso tener sólo sexo con él. Ahora ha disfrutado de esa sesión compartida aunque quiere algo más.
--¿Y Gerard?
--¿Quien?
A Pedro le da placer acostarse con uno y con otro aunque está cansado de esa vida vacía. Lo que quiere es amor.
--Gerard, estuvimos con él.
--Así. El otro.
Pedro suspira al pensar en Gerard.
--¿qué sabes de él?
--No lo he vuelto a ver ¿vamos?
Pedro se deja llevar. Mientras encuentra el amor no tiene porque estar a dieta.

Aitor está desolado. Los padres de Sonia han ido a hablar con los suyos. Su padre está con él pero no la madre que le exige que se case para cumplir a Sonia algo que Aitor no quiere hacer. Sabe que todo es una trampa pero no sabe cómo oponerse sin contar la verdad., A pesar de las revoluciones que hay en sus respectivas casas, Aitor y Dani siguen viéndose. Es un amor secreto el suyo pero les da fuerzas para superar todo. Aitor los gritos de Pilar que le exige que se case con Sonia o se vaya. Dani la histeria de Feli que siempre que llega a su casa la encuentra en la puerta para reclamarle. Aunque no se lo ha contado a nadie, Aitor ama a Dani y no piensa permitir que Feli los separe. Como no aguanta los gritos de su madre, Aitor se va, almenos por unos días, con su padre. Mientras se instala, Aitor encuentra una carta que Dani le ha escondido en un pantalón para animarlo cuando no estén juntos. La comienza con mi amor, le dice que lo ama, que cree en él y que siempre va a estar a su lado. Lo anima para que luchen juntos. A Aitor las lágrimas se le escapan. Paco ha interrumpido a su hijo.
--¿qué lees?
Aunque Paco cree que su hijo le cuenta todo. No es así. Paco se sienta a su lado. Quiere que hablen confidencialmente.
--¿amas a otra?¿por eso no te quieres casar con Sonia?
--Con esa tipa no pasó nada.
Paco no cree que eso sea cierto pero apoya a su hijo. Aitor le cuenta de la persona que ama.
--es tan dulce y romántico...
--¡será romántica¡
Aitor se pone nervioso. No es el momento, no cree que lo sea nunca, de contarle a su padre que es gay.
--claro, hablo en general.
--¿qué vas a hacer, hijo?
--No voy a permitir que me separen de –tienen que tragarse un él—de quien yo amo....
--pero si tu estrenaste a ésa y los padres los obligan...
Aitor se levanta. Se enfurece.
--¡¡claro que no... Sonia no era virgen... seguro... ¡¡¡¡No sé porque hace esto pero yo no he estado con ella¡
Aitor no está muy seguro de si ha estado con ella o no. No en las fechas que ella dice y Dani, que siempre ha estado pendiente de su amado y de las mujeres con las que está, le asegura que es cosa de Feli. Eso es lo único en lo que se basa para decir que no ha estado con ella.
--Igual aunque sea cierto nadie te puede obligar a casarte con ella.
A Aitor le duele que su padre lo apoye pero no crea en él aunque lo importante es su apoyo.

Pedro se encuentra con Marcos en un bar. Pedro está triste. No le falta sexo pero no encuentra el amor. Aitor no responde a las llamadas de Marcos y eso lo tiene mal. Marcos se acerca a Pedro. Le invita a una copa. Recién se conocen y empiezan a hablar como amigos.
--¿tienes algún problema? –Marcos.
Pedro toma una copa.
--No le cuento mis cosas a un desconocido.
Entonces comienza Marcos hablándole de alguien que ama pero no le corresponde. Marcos no imagina que está con su primo/amante. Entonces Pedro se desahoga con él.
--Estoy cansado de que todos los chicos que encuentro sólo quieran sexo.
Marcos que buscaba un desahogo dice:
--es una pena.
Marcos iba a irse. A Pedro le ha gustado el chico. Le ha cautivado su tristeza y quiere estar con él.
--No espera.
Los dos se miran libidinosos.

Pedro y Marcos están desnudos en la cama. Pedro tumbado y Marcos encima de él. Pedro le está chipando la verga. Marcos mueve la cintura para dentro para fuera.
--Muy bien, muy bien. ¡que bien lo haces¡ --jadea Marcos mientras va masturbando a Pedro.
Pedro se limita a mover la lengua. Es Marcos quien marca el ritmo. Fuerte más flojo. Ahora se la saca para que le chupe los huevos. Pedro no dice nada. Marcos va gimiendo, hablando guarrerías. Pedro juega con su lengua sobre la verga de Marcos que se retuerce de placer. Le acaricia la cabeza agradeciendo el placer que le está dando.
Marcos tumbado boca arriba, con las piernas bien abierta mientras Pedro le va introduciendo los dedos en el trasero. Primero lento, luego más rápido. Pedro disfruta por los jadeos de Marcos . Le pone dos dedos. Van hablando. Se van contando lo que les gusta, lo que quieren hacerse. Pedro se desvive por darle placer. Es un desconocido pero le ha caído bien y lo que desea es que entre ellos haya algo más. En la misma posición en la que está, Pedro lo clava. Jadean, no dejar de hablar. Se van excitando diciéndose guarrerías. Pedro le da muy rápido porque le excita escucharlo gritar. Luego le toca el turno a Pedro. En la posición del misionero es cuando Marcos se clava en él. A Marcos le excita tener al otro a cuatro patas a su disposición. Ahora es Marcos el que le da bien duro porque quiere que grite. Ambos acaban reventados de placer. No se dicen nada pero se besan con pasión. A Ambos les ha gustado estar juntos y no desean que sea un polvo de una sola vez.

Capitulo 22





Dani y Aitor han pasado la noche juntos. Amándose con intensidad y disfrutando de sus cuerpos. Despiertan desnudos el uno en brazos del otro. Han dormido muy juntos. Mirándose. Aitor lo tiene abrazado por los hombros. Hay mucha pasión entre los dos pero también mucho amor. Se despiertan. Susurran un buenos días mientras la boca del uno busca la del otro. Aitor le acaricia el cuello muy cariñoso. Dani el muslo. Se miran enamorados. Están felices. Hablan susurrando, mirándose.
--¿nos vemos esta noche? –Dani.
Aitor va haciendo que sí con la cabeza.
--pero aún nos quedan unas horas. ¿Aprovechamos la cama?
Se miran con complicidad, con lujuria.

Feli está furiosa en su cama. Sabe que los amantes están juntos.
--¡¡Depravados¡ ¡¡Depravados¡
Feli decidió luchar por su chico o almenos no permitir que estén juntos ellos dos.
--¡No se van a burlar de mí¡
Llama a su amiga.
--Sonia, está todo listo?
Le tranquilizan las palabras de su amiga.
--te espera una bonita sorpresa... --dice ella con rabia.
Los amantes se están amando con intensidad. No imagina que ese amor y esa magia que se crea cuando están juntos está en peligro porque Feli se está encargando de ello.

Dani y Aitor se devoran la boca. Aitor le acaricia el trasero mientras Dani le acaricia la mano, luego la espalda y se lo va echando sobre sí. Ambos van frotando sus miembros viriles. Se besa, se acarician. Aitor es el que se lanza sobre Dani lo besa. En la boca, en el cuello. En el torso mientras va acariciando el trasero, el muslo. Besa los pezones de su amado, va bajando para acabar engullendo la verga de Dani que chupa con sumo placer. Dani se retuerce de gusto. Hay mucha complicidad entre los dos. Aitor se la está chupando casi con desesperación. Sonríe con cara al ver la cara de gusto de Dani. Escuchan sus jadeos. Dani, con las manos bajo la nunca, goza de una forma increíble del sexo cuando está con Aitor. Le va acariciando la espalda mientras el otro chupa y chupa. Aitor suelta al verga de Dani. Lo besa en el ombligo, el torso y luego en los labios mientras acaricia sus mejillas. Los dos son muy apasionados. Mientras se besan, Aitor va acariciando el cuerpo de su amado. Se queda de rodillas en la mira. Mira atentamente a Dani mientras ahora es este quien se la chupa. Dani lo tira sobre la cama. Se tira sobre él. Ambos frotan sus penes mientras se besan. Aitor no deja de acariciarle el trasero. Luego es Aitor quien le da la vuelta a Dani. Le levanta los muslos y le chupa el trasero mientras frota su sexo por la cama. A la vez que le chupa el culo, Aitor va masturbando a Dani. Éste jadea retorciéndose del placer y además va acariciando a Aitor. Aitor va moviendo a Dani, él se pone encima de él, con su trasero en la cara de Dani para que éste se lo chupe. Mientras Aitor le sigue chupando el trasero a Dani. Ambos disfrutan mucho. Dani además de chupar acaricia y muerde el trasero de su primo. Luego los dos se colocan de lado. Mirando el uno el sexo del otro que chupan de una manera apasionada mientras intercambian miradas de amor. Luego Dani pone su culo en la cara de Dani para que se lo siga chupando. Con una mano lo va golpeando con su verga y con la otra lo va masturbando a Dani, Pasan a besarse, Aitor lo devora con sus manos. Le besa en el cuello, le acaricia el trasero, los muslos. Se van besando. Aitor se queda tumbado y es el propio Dani quien se clava la dura de Aitor y va cabalgando mientras no dejan de acariciarse y Aitor le va acariciando la espalda. Aunque Aitor ha sido siempre activo, como prueba de amor, le deja hacer a Dani lo que quiera con él. Una vez Aitor ha explotado en el interior de Dani, ahora le toca a él. Dani se levanta, agarra a Aitor de los muslos, panza arriba lo deja al borde de la cama y es así como lo penetra. Lo golpea con amor y pasión. Aitor grita de dolor y de placer. Como Aitor no está muy acostumbrado a ser pasivo, le duele mucho. Dani acaba en la boca de Aitor que se la chupa y le queda la boca llena de leche. Aitor lo mira sumiso y contento. Dani le sonríe. Acaricia la mejilla como diciendo mira como tu he puesto y muy amoroso lo besa en la frente.



Dani y Aitor van llegando juntos a casa de Dani. Se miran muy enamorados.
--Gracias por esta noche. Ha sido la mejor de mi vida –Aitor.
Dani le sonríe:
--para mi todas las noches y todos los días son felices si estamos juntos.
Están los dos hablando, acariciándose. Van a besarse cuando alguien los interrumpe. Es el amigo de Gerard, el que se acostó con Pedro.
--¿¿quien de los dos es Aitor?
El chico se muestra agresivo. Es un desconocido para ambos. Salen juntos.
--¿A ti qué te pasa? –Dani.
El otro le da un pequeño empujón:
--¿Tú eres Aitor?
En seguido Aitor sale a defender a su amado.
--¡¡Yo soy Aitor, ¿¿quién eres tú?¡
--¡Yo soy Marino y tú has deshonrado a mi hermana y ahora te tienes qué casar con ella¡¡
Dani fulmina con la mirada a Aitor. Le duele que no haya cambiado y que se siga metiendo en líos por mujeres. Aitor está muy feliz con Dani y le preocupa la cara de su amado.
--¿y eso cuando fue?
--Pues hace unos días.
Aitor no tiene claro con las mujeres con las que se ha acostado pero sí sabe que hace semanas que no estoy con ninguna.
--¡Pues te has equivocado de imbécil, yo hace mucho que no estoy con una mujer¡
Eso tranquiliza a Dani. Marino tumba a Aitor de una patada en los genitales.
--pero ¿¡qué haces imbécil? –dice Dani que se tira sobre él.
Dani golpea a Marino que cae al suelo. Dani enseguida ayuda a Aitor.
--¿estás bien mi amor?
Desde el suelo, Marino agarra un palo. Se levanta sin que Dani lo vea. A traición le da un golpe en la espalda. Dani cae malherida y Marino empieza a darle patadas. Aitor se lanza sobre Marino pero aún le duele ahí y no puede defenderlo bien. Se oye las sirenas de policías.

Es casi de noche cuando Dani llega a su casa. Se sorprende al encontrar a Feli en la puerta.
--¿Qué haces aquí?
--vengo a traerte esto… --dice entregándole un sobre con fotos.
--¡¡yo no quiero nada de ti¡¡
--el hermano de Sonia te dejó muy guapo¡ --dice con ironía.
--¿¿Qué quieres?¡¡¡yo quiero olvidar todo este asunto.
--¡yo también… ya estoy harta… El hermano de Sonia casi va a la cárcel por ti…¡
--¡¡eso ya está solucionado. Su papito pagó la fianza y él se lo buscó¡
--¡Aitor se acostó con la hermana¡
Dani está seguro que todo es un montaje de Feli y la mira decepcionado. Le duele que una mujer así vaya a tener un hijo de su amado primo.

Capitulo 21




Fernando la lleva a Carmen a su casa aunque le dice que es de un amigo. Gabriel y Pedro están en la habitación de al lado y aunque a Carmen no le hace mucha gracia tenía muchas ganas de estar con su chico. Los dos están locos por hacer de nuevo el amor. Carmen no imagina que los jadeos que escucha son los de su propio hijo.

Carmen llega a su casa tarde. Su esposo la espera despiertan.
--¿se puede saber que haces que sales tanto?
--Ahora no. Estoy cansada.
Carmen se tumba en su cama sin poder dormir. No deja de pensar en Fernando.
--falta tan poco para que lo vuelve a ver... y estaremos otra vez juntos... pasaremos el día juntos... Fernando, Fernando.
La mujer suspira enamorada. A pesar de las dificultades está muy feliz. Aunque tiene muy claro que es un romance clandestino. Le importa demasiado el qué diran y nunca se atrevería a romper su matrimonio.


Fernando se está duchando. Gabriel se acerca a él.
--¿y Pedro?
--nos espera en el cuarto. ¿Vas a tener fuerzas de estar con él?
Fernando mira a Gabriel con cara de depravado:
--La duda ofende.
--Si tanto te gusta esa mujer ¿porqué sigues con nosotros?
--ella tiene marido y no lo va a dejar por mi. ¿porqué debe hacerlo yo? Además Pedro me gusta mucho y no quiero renunciar a él. Además a él también le gusta estar conmigo ¿no?
Fernando habla con orgullo. Se siente deseado y eso le gusta.
--Mientras no se enamora de mi como tu.
Gabriel siente que Fernando se está burlando de sus sentimientos y eso es algo que le duele.
--Para Fernando es sexo. Le gustan todos. Nosotros no somos los únicos con los que se acuesta y en cuanto a mí. Somos amigos especiales.
Fernando le guiña el ojo:
--pues mejor.
Fernando entra en la habitación desnudo y secándose con la toalla. Pedro lo espera desnudo en la cama. Lo mira con deseo.
--¿me pareció o te estabas acostando con una vieja?
Fernando no quiere dar explicaciones. Le pone a Pedro su verga en la boca para callarlo. Gabriel hace lo mismo con la verga de Pedro. Los 3 forman un buen equipo. Se la pasan bárbaro.

Aitor y Dani, por su lado, salen del garaje de Aitor después de haber gozado de sus cuerpos. Dani lo ama con todas sus fuerzas y sabe que, aunque Aitor no se lo quiere decir, le corresponde. No le falta sexo pero Dani necesita saber que son pareja. Hacer algo más juntos aunque sea en secreto.
--en la noche te voy a llevar a un sitio nuevo bonito para celebrar nuestra semaniversario como pareja... –Dani.
--Ya sabes que este tipo de cosas no me gustan.
--Sé que no te gusta hablar pero yo necesito demostrarte lo que siento por ti.
--Nos lo demostramos con nuestros cuerpos, para qué de otra manera.
Dani pone cara de bueno:
--por favor.
Aitor le sonríe.
--sabes que no te sé decir que no.
Ambos suspiran. Dani quisiera besarlo pero hay demasiada gente.
--Ante los demás somos solo primos.
Dani acepta con la cabeza.
--Yo hago todo lo que tú me pidas.
Dani está tan feliz porque está al lado de su amado primo que no le importa nada. Entran en el auto. A la que se alejan un poco se miran con complicidad. Dani le agarra de la mano. Aitor lo mira. Se besan.
--Te quiero mucho. Estos momentos contigo son los más felices de mi vida –Dani.
Aitor asiente con la cabeza. De nuevo se besan. Luego Aitor se centra ya en la carretera.
--¿donde me vas a llevar esta noche?
--Quiero que salgamos como una pareja normal. A cenar a dar una vuelta. Como un par de amigos, no necesito más.
Aitor lo mira con cara de degenerado, como pensando ¿sólo eso? Dani le guiña el ojo:
--Lo que estás pensando para después.
Dani pone su mano en el muslo de su amado. Se miran con mucha complicidad.
--no sé si tu esposa te dejará... –dice Aitor con ironía.
Dani pone mala cara:
--No menciones a esa cuando estamos juntos.
Aitor acaricia la mano que Dani tiene en su muslo.
--YO sé que siempre consigues lo que quieres... –dice Aitor divertido.
La pareja se despide entre besos.

Dani se perfuma, se pone sus mejores galas para su encuentro con Aitor. Nicolás lo observa con celos.
--¿tienes una amante? ¿Crees que es oportuno con tu esposa embarazada?
Aunque no es su favorito, Nicolás se siente atraído hacia ese guapo y se siente solo. Le gustaría que se estuviera arreglando para él. Dani trata a Nicolás como a un hermano pero no le da explicaciones.
--Mi matrimonio con Feli es una farsa y ella lo sabe.
Nicolás no quiere presionar a Dani y no le dice nada. Dani baja en el ascensor cantando y silbando. Está muy contento. Feli sabe a su encuentro.
--¡No te voy a permitir que te vayas¡
--Ni siquiera tú me vas a arruinar esta noche –dice Dani divertido.
Feli se queda sola y furiosa.
--¡Me las vas a pagar¡ ¡¡Si sigues con ese guarra te vas a arrepentir¡
Dani ignora a su esposa, la joven se queda furiosa.
--¡no se va a burlar de mí¡
Agarra a su celular:
--Sonia, amiga, me tienes que hacer un favor.

Mientras Feli busca la manera de arruinarles la relación, Aitor y Dani pasan una romántica velada. Dani ha alquilado una suite. Cenan en la terraza. Luego van al jacuzzi. Aitor está tan feliz que por primera vez no le tiene miedo a las palabras.
--Te amo, Dani.
Dani lo mira sorprendido.
--¿qué dijiste?
Dani quiere estar seguro que ha escuchado bien.
--No me lo hagas repetir –dice Aitor tímido.
Dani sonríe feliz.
--te amo tanto.
La pareja se besa en un cálido beso y se funde en un abrazo.